Monseñor Barbaro se encuentra con jóvenes

14 may. 2015

(Diócesis San Roque de Presidencia Roque Sáenz Peña) Un grupo de jóvenes de Tres Isletas que se preparan para recibir el Sacramento de la Confirmación, junto a sus catequistas vivieron un domingo especial en la localidad de Presidencia Roque Sáenz Peña. Estuvieron acompañados por el Vicario Parroquial, padre Walter Groh. Durante la jornada pudieron saludar y dialogar con el obispo, Monseñor Hugo Barbaro.

Como parte del programa de catequesis de preparación a la Confirmación, está previsto conocer más la diócesis que consiste en la visita a algunos lugares destacados. La primera visita fue al Seminario Diocesano "Beato Cura Brochero". Allí los jóvenes fueron recibidos por el Vice-rector, padre Tomás Gallarato que explicó la labor que se realizan en dicha institución y como los jóvenes buscan de responder a la voluntad de Dios. Es un espacio donde los seminaristas reciben una formación sólida ya sea intelectual, como humana y espiritual. Además, mensualmente, se realizan encuentros para jóvenes de distintas localidades que quieren profundizar su vida de fe y discernir con más precisión su futuro.
El momento central fue el arribo a la Catedral. Allí los jóvenes profundizaron la historia de la diócesis y participaron de la Santa Misa presidida por el Vicario de Catedral, padre Blas Ávila. Seguidamente, los jóvenes fueron recibidos por el obispo. Monseñor Barbaro dialogó con ellos y les entusiasmó a valorar su fe y a transmitirla. Inició el diálogo comentando la historia de un joven musulmán que se convirtió al cristianismo cuando vivió a un joven cristiano y como este vivía su fe. Así también animó a los presentes a no dejarse llevar ideales que alejan de Dios sino que vivan con coherencia su fe y que se acerquen cada vez más a Dios que allí encontrarán lo que necesitan para ser buenas personas. Los jóvenes escucharon muy atentos y se fotografiaron con el obispo.
Al mediodía, los jóvenes pasaron almorzaron en las instalaciones del Zoológico de la ciudad. Además pudieron recorrer el amplio predio y vivir un momento fraterno junto a sus compañeros, catequistas y el sacerdote.
Por la tarde, se dirigieron al Monasterio de Carmelitas Descalzas. Allí fueron recibidos por algunas Monjas donde pudieron realizar varias preguntas. Los jóvenes quedaron impactados por la radicalidad de vida que implica esa vocación. Las Religiosas manifestaron la alegría de seguir a Cristo y de servir a la Iglesia con la oración y el trabajo que realizan en el interior del Monasterio.
Al regresar, los jóvenes agradecieron el día compartido y manifestaron su compromiso de formarse intensamente en los próximos meses para recibir el Sacramento de la Confirmación y ser cristianos más comprometidos con su fe y mostrar con sus vidas la alegría de seguir a Jesús.

Fuente: Oficina Prensa, Obispado San Roque.